lunes, 27 de noviembre de 2017

"LAS GAFAS NO SÓLO SON PARA EL VERANO"

¡QUE FRÍO HACE!, está es sin duda una de las frases que más veces oiremos hoy, las temperaturas han bajado, y mucho. Aunque hasta el 21 de diciembre no entraremos oficialmente en el invierno, esta noche en muchas localidades españolas las mínimas han registrado temperaturas en negativo. Y con el frío es necesario recordar que en invierno también es importante cuidar de nuestros ojos. 

Estamos acostumbrados a asociar el sol con el verano y las gafas tienen una relación directa con el sol. Pero esta asociación de ideas tan básica ya ha caducado. Las gafas de sol se han convertido por pleno derecho en un elemento indispensable durante todo el año.



Y es que, contrariamente a lo que se piensa, el uso de gafas de sol durante la temporada invernal es más que necesaria para protegernos del sol. En esta época el sol daña más que nunca la vista por su posición más baja en el horizonte. Por esa razón, te queremos dar unos consejos para que uses las gafas de sol en invierno, sobre todo por salud, no sólo por estética. 
La vista es lo primero. Durante estos meses nuestros ojos se ven expuestos a una mayor radiación ultravioleta por la ubicación del sol. Al contrario de lo que pensamos, es el momento más importante para proteger nuestros ojos.
La temporada de nieve se acerca y con ella los deportes de invierno. Es importante saber que el reflejo del sol en la nieve aumenta la radiación ultravioleta. Además, a mayor altitud, más radiación ultravioleta.Si sometemos a nuestros ojos a la exposición de radiación solar y ultravioleta, ésta provocará daños en la parte más externa como párpados, córnea y conjuntiva, pero también pueden aparecer problemas internos como aparición de catarata a una edad más temprana o degeneración macular. 

 Lágrimas artificialesLa exposición de nuestros ojos al frío y al aire helado de estas fechas suele provocar lagrimeo y sequedad ocular. Por ello te recomendamos que te pongas lágrimas artificiales para evitar sensación de escozor e irritación. Las gafas de sol también previenen contra el viento y frío seco.
No vale cualquier gafa, la calidad es lo primero. Unas gafas de mala calidad pueden provocar el efecto contrario al buscado, ya que no solo no protegen, sino que pueden dañar nuestra la de manera significativa. Te invitamos a visitar nuestra página web y descubrir las gafas de sol que mejor se adaptan a tus necesidades. http://tienda.zasvision.com/